Prepárese para las auditorías con gráficos de sus workflows comerciales

La respuesta a la auditoría es un workflow empresarial transparente con la ayuda de representación gráfica. El software BPM puede representar gráficamente los procesos empresariales que se pueden implementar fácilmente cuando se publican.

Al diseñar gráficamente los procesos empresariales y ponerlos en práctica mediante un sistema integrado de gestión de procesos empresariales que supervisa el workflow empresarial, el usuario final crea un sistema de procesos empresariales fácilmente auditable.

El diseño gráfico de un proceso empresarial ofrece una representación visual del proceso, lo que facilita la determinación de las tareas y actividades interrelacionadas que intervienen en el área auditada. La mejor defensa contra una auditoría por parte de las autoridades es tener un sistema transparente con una documentación completa. El software de gestión de procesos empresariales (BPM) hace que esto sea posible con muy poco tiempo y esfuerzo. Esto es especialmente cierto en el caso de un sistema BPM bajo demanda que no requiere grandes inversiones iniciales para la instalación de hardware y software.

Normalmente, el software de mapas de procesos usa estándares de notación de diseño de operaciones de negocio (BPMN). La BPMN se revisa constantemente para optimizarse y facilita una notación gráfica para mostrar en un diagrama las operaciones en la empresa. Esto permite que todos los interesados y los analistas puedan entender el gráfico sin necesidad de explicaciones. Entre los diferentes estándares de notación, el BPMN es el más comúnmente aceptado.

BPMN también es útil para la optimización. Trazar un mapa de las interrelaciones entre los procesos puede ayudar a determinar cuáles afectan negativamente a los demás. El software BPM puede incluso buscar cuellos de botella y posibles áreas problemáticas.

Más información sobre el software BPM

Más información sobre BPM

¿Qué es la gestión de procesos de negocio (BPM)? ¿Cómo puedo saber si se adapta a mis necesidades? ¿Por dónde empiezo? ¡Consiga las respuestas a estas preguntas y muchas más con la Guía BPM!